Viernes , 20 octubre 2017
Inicio / Especial / Compre ahora y no mañana

Compre ahora y no mañana

La tendencia del mercado es por buscar instrumentos en moneda nacional. Hoy, sí puede abandonar el dólar y optar por el boliviano

Ahorrar, invertir o gastar son las opciones que -cual hojas de margarita- barajan los agentes económicos en un contexto económico caracterizado por una mayor liquidez, el aumento de la inflación, la apreciación de la moneda nacional y la disminución del precio del dólar. La gran pregunta de fondo es cómo preservar el valor de los excedentes económicos.

Si bien las decisiones económicas son muy personales y están en función al perfil de riesgo de cada agente económico y al hecho de si se piensa en el corto o en el largo plazo, hay algunos criterios que merecen ser tomados en cuenta.

En el sistema financiero las tasas pasivas son negativas en términos reales, lo que obliga a buscar otras alternativas para mantener el valor del ahorro. Las captaciones en dólares están siendo castigadas con la baja del tipo de cambio, por la aplicación del ITF e incluso por el encaje legal para moneda extranjera. Por su parte, el boliviano está siendo afectado por la inflación.

Sin embargo, las mejores tasas que está ofreciendo el Banco Central por los títulos públicos podrían alentar también al sistema financiero a mejorar sus tasas para estimular el ahorro. Algunos analistas creen que el BCB debe dar señales más fuertes en este sentido para que suban las tasas pasivas. Se advierte también un esfuerzo de las distintas entidades financieras para mejorar las tasas de captación.

El mercado también está respondiendo a la política de apreciación de la moneda nacional y es cada vez mayor la tendencia a buscar instrumentos en moneda nacional Prácticamente todas las Sociedades Administradoras de Fondos de Inversión (SAFIs) tienen productos en bolivianos y algunas empresas se han animado a fondearse en el mercado de capitales a través de la emisión de bonos tanto en bolivianos como en Unidades de Fomento a la Vivienda (UFVs), títulos que han tenido buena receptividad entre los inversionistas.

Por lo tanto, para el corto plazo los agentes económicos pueden encontrar interesantes instrumentos de inversión en el mercado bursátil con operaciones nominadas en bolivianos y en UFVs. Se trata sobre todo de operaciones atractivas para quienes deseen tener liquidez casi inmediata. Los instrumentos en UFVs otorgan doble protección: contra la devaluación y contra la inflación.

La mayor presencia de instrumentos de inversión en moneda nacional y el interés de los agentes económicos por estos títulos estaría mostrando a su vez la conveniencia de un cambio de mentalidad: abandonar el refugio seguro del dólar para incursionar en la moneda nacional en sus dos variedades bolivianos y UFVs.

En la medida en que se mantenga esta política de apreciación de la moneda nacional, tal como parece que seguirá ocurriendo, al menos en el corto plazo, se estima que se incrementará la demanda y la oferta de instrumentos en bolivianos y UFVs. Ese comportamiento podría profundizarse aún más si paralelamente se intensifican los esfuerzos del sector público para controlar la inflación.

El panorama es más complejo para el mediano y largo plazo. La incertidumbre podría obligar a los agentes a seguir apostando por el dólar e incluso a ser más conservadores y buscar seguridad en el euro, aunque esto signifique sacrificar retornos. El reto del mercado es que puedan generarse instrumentos de inversión de mayor plazo en moneda nacional, tal como ha sucedido con los instrumentos de corto plazo.

Una alternativa propia de los tiempos de incertidumbre es la inversión en bienes raíces, compra de casas, departamentos y terrenos. En general los bienes raíces son una buena protección contra la inflación, pero se corre el riesgo de crear una burbuja hipotecaria y de provocar un incremento de precios de los inmuebles, contribuyendo de esta manera a acelerar el proceso inflacionario.

Descargar versión PDF

acerca nuevaeconomia

Podría interesarle

La nueva herramienta productiva

Los drones, aeronaves no tripuladas, dejaron de ser instrumentos de mera diversión de ciertos aficionados …